Recent Posts

domingo, 26 de enero de 2014

Mal Pase: Renato Gaúcho y Leandro a México ’86

Compartir & Comentar
Apenas una derrota (en el partido más importante, ante Italia, que luego sería el campeón) había dejado a Brasil afuera de la Copa del Mundo de 1982. Cuatro años después, la verdeamarelha llegaba a México 1986 con la obligación de, una vez más, ser protagonista. Y la presencia de Careca, Zico, Sócrates, Falcão, Junior, Mauro Galvão, entre tantos otros, permitía soñar en grande.

En las vísperas del viaje a territorio azteca, un hecho curioso marcó a fuego el destino de aquel grupo. Renato Gaúcho, delantero del Grêmio de 23 años que estaba en el auge de su carrera, fue separado del plantel, aunque no por razones futbolísticas.

Aprovechando el rato libre que les había dado Telê Santana, el mítico DT de aquella selección, Renato Gaúcho y su compañero Leandro (defensor e ídolo del Flamengo) salieron a dar una vuelta por la noche de Belo Horizonte con la promesa de retornar a la concentración a las 22, horario pactado de antemano con Telê. A decir verdad, fueron muy pocos los que cumplieron. A muchos no les quedó otra opción que saltar el muro del Toca da Raposa, el predio del Cruzeiro donde Brasil se preparaba para el Mundial, y hacerse los boludos.

Pero Renato y Leandro (las malas lenguas decían que eran más que amigos) aparecieron bien entrada la madrugada, ante la atenta mirada de varios de sus compañeros, que se habían quedado despiertos esperándolos. Al día siguiente, Santana estalló y dejó a Renato Gaúcho, quien ya por aquel entonces tenía bien ganada su reputación de fiestero, afuera de la lista.

¿Qué pasó con Leandro? Siguió en el plantel, pero el día que debía viajar a México, en solidaridad con su compañero, con mucha culpa y alegando que estaba lejos de su mejor forma física, pidió que lo bajaran del avión. En su lugar entró Josimar, jugador del Botafogo, que convirtió un memorable golazo ante Irlanda y otro ante Polonia, pero no le llegaba ni a los talones al experimentado defensor. Nadie reemplazó a Renato Gaúcho. Muchos años después, el eterno doctor Sócrates, emblema de esa selección, seguía culpándose por no haberle pedido a Santana que lo excluyera a él también.

En 1986, Brasil fue eliminado en cuartos de final luego de caer por penales ante Francia, tras igualar 1 a 1 en tiempo reglamentario.

Con el paso del tiempo, Renato Gaúcho, el papá de la bella Carol, se pudo sacar la espina en Italia 1990 (aunque era suplente de Careca y Müller, jugó un rató ante Argentina por los octavos de final), se convirtió en uno de los entrenadores más polémicos de Brasil y actualmente dirige al Fluminense de Darío Conca. Leandro, por su parte, se retiró joven, en 1990, y es dueño de una posada en Cabo Frío, su tierra natal.
Tags: , , ,

Publicado por

Seguinos también en Twitter: @enunabaldosa.

1 comentarios:

  1. http://www.vagalume.com.br/mamonas-assassinas/renato-o-gaucho-nao-gravada-pela-banda.html
    Una prueba irrefutable de la homosexualidad de Renato

    ResponderEliminar

 
Copyright © Mundial Baldosero | Diseño: Templateism.com